No pasó nada (Nao foi nada)



      Me he puesto la meta de hacer lecturas en diferentes idiomas, y ha tocado en primer lugar el correspondiente a nuestro país vecino Portugal, que tiene bastantes palabras y verbos muy parecidos a nuestro bable del alma.

Aclarar antes una cosa, y es que yo no he querido ‘rizar el rizo”, ya que la reseña tiene su miga, el autor es chileno, está traducido al portugués, y yo haré la reseña en español, simple y llanamente coincidió así.

Ficha técnica:

Título: ‘No pasó nada’
Título en portugués: ‘Nao foi nada’
Autor: Antonio Skármeta
Nacionalidad: Chilena
Traducción: José Colaço Barreiros
Editorial: Teorema
Colección: Estórias
Edición Original: Plaza & Janés Editores, 1996
Portada: Fernando Mateus
Paginación: RMA
ISBN: 972-695-276-x


Nota1: El libro cuenta con un fantástico prólogo del mismo autor, que no tiene precio, ya que no se puede escribir mejor de una forma tan llana y sencilla, expresándose de múltiples maneras para hablar de las cosas simples de la vida.

Nota2: El libro costó 1500 ptas. de la época (estamos hablando del año 1996)



Sobre el autor podemos comentar lo siguiente:

       Antonio Skármeta nació en Antofagasta (Chile), en 1940. Estudió Filosofía y Letras tanto en su país como en Nueva York. Durante los años comprendidos entre 1967 – 1973 se instala en Berlín, y a partir de 1981 se dedica a varias cosas, como escribir, cine, teatro, siendo profesor invitado en distintas universidades tanto europeas como norteamericanas.

       Entre su producción literaria podemos destacar títulos como “Soñé que la nieve ardía”, “La insurrección”, y “Macht ball”, junto con los cuentos “El entusiasmo”, “Desnudo en el tejado”, “Tiro libre”, todos ellos traducidos a varios idiomas, consiguiendo múltiples premios.

       Pero uno de sus grandes éxitos y que ha sido adaptado al cine es sin duda “El cartero de Pablo Neruda”. Condecorado por el gobierno francés. Como guionista podemos encontrar su labor en películas como “Reina la tranquilidad en el país” y “La Insurrección” de Peter Lilienthal, “Desde lejos veo este país” con el director Christian Ziewer.


       Ya como director de cine ha rodado varios documentales y películas entre las que podemos destacar títulos como “Ardiente paciencia”, galardonado en los festivales de Huelva, Biarritz y Burdeos. También realiza trabajos como traductor destacando entre otros los realizados sobre Mailer, Keruac y Soctt Fitzgerald.

Comencé a aprender alemán y a jugar al fútbol durante los recreos. Me ponían de defensa central y es ahí en donde aprendí diferentes palabras.-  ‘Desgraciado’, ‘cabrón’, ‘patas de mula’. Yo abría los ojos y mirando para el delantero caído en el suelo decía siempre esto: “Nao foi nada", entonces fue cuando me pusieron de mote “Naofoinada”. Es el día de hoy que algunos cuando me ven levantan las manos, así  de esta manera y dicen…’Ola, Naofoinada’.


Argumento:

       Que puede suceder cuando apenas con 14 años cumplidos tienes que abandonar tu país, cruzar el charco para irte exiliado por razones políticas hacia otro continente, en donde las costumbres son tan diferentes a las tuyas, y todo eso por culpa de un golpe de estado, realizado por uno de los mayores dictadores de la América Latina de su tiempo, un individuo que respondía al apellido de Pinochet.

     Una vida nueva, un idioma complicado, buscarse las habichuelas en un mundo bastante extraño. Conocer nuevos amigos, pero que al final todo converge en el gusto por las mismas cosas, como pudieran ser el fútbol, las chicas, esos primeros devaneos con el sexo contrario, la amistad surgida con unos amigos griegos, (que también huyen de una dictadura…) las manifestaciones, recaudar dinero para los compañeros encarcelados por culpa de un régimen tiránico, las motos, la música de Quilapayun…, siempre ese Berlín, tan lejano de su querido Santiago, donde todo le era  conocido y tan familiar. Cuando se habla del exilio, de la distancia, el dolor, junto con el silencio no se por qué, pero siempre me acuerdo del gran poeta argentino Juan Gelman, que vivió en sus propias carnes los sinsabores de otra terrible dictadura de su tiempo.

Rostropovich tocando junto al muro de Berlín, corría el año 1989

    
    Pero también están otras cosas menos bonitas y agradables. Las dificultades del día a día, la nostalgia por todo aquello que dejaron atrás, un país donde el sol no hace tantas horas extras como en su Chile natal, llegar a final de mes, sin olvidarnos de las provocaciones racistas, porque él al final siempre será ‘El chileno’. Un individuo de piel, pelo y rasgos más oscuro que el resto de congéneres, donde la blancura de la piel es lo más habitual del mundo.

     Tras el estratosférico triunfo de ‘El cartero de Pablo Neruda’, Antonio Skármeta nos sorprende con esta tierna y al mismo tiempo realista obra, totalmente atemporal, ya que hoy día solo tenemos que mirar los telediarios para darnos cuenta de que nuestra triste sociedad no ha cambiado para nada en absoluto, al contrario, hemos evolucionado, si podemos llamarlo de alguna manera ‘a peor’, brillante triunfo del cual no debemos de estar nada satisfechos.


Quilapayun: "El pueblo unido jamás será vencido"

Inti Illimani: "La exiliada del Sur"

       Este tipo de lecturas, de la cual he disfrutado un montón nos hace ver el lado más tierno de nuestra condición humana, cada vez más egoísta, donde uno solo se mira a su propio ombligo, buscando siempre el máximo placer posible, donde el dios Edón prevalece sobre todos los demás.

       No será el último libro que lea en este musical idioma portugués, cuna de un Pessoa que amó como nadie a Lisboa y a su país. Felices vacaciones para todos aquellos que podáis disfrutarlas en el mes de agosto, y aprovechar estos soleados días (tal como la hacía Lucho, el protagonista de esta animada historia en Berlín) para relajaros con emocionantes lecturas.

Hasta pronto.



Comentarios

  1. Ya era hora de que te fueras animando.

    ResponderEliminar
  2. Considero el portugués muy musical, un país con una gran pléyade de escritores que debemos de aprovechar y conocer.

    ResponderEliminar
  3. Ahora tienes que seguir, hay muchos donde elegir.

    ResponderEliminar
  4. ¿Nos sorprenderás con algún otro idioma o serán siempre del país vecino?

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Boris Pilniak

Una de concursos

Helena o el mar del verano

La mala educación

El laberinto de agua

El signo del gato